¿Por qué menstruar es un tabú?


ROMPAMOS LA REGLA

¿Por qué menstruar era un tema tabú?


Muchos años atrás se prohibió hablar sobre sexo y reproducción, por ende del ciclo menstrual. Y aunque dejó de ser prohibido, se quedó en la mente colectiva que menstruar era algo malo y sucio, aunque ya no hubiera ley que lo prohibiera, se quedó arraigado que no se debía hablar del tema.


Si bien, aún hay personas que no lo aceptan en una conversación de mesa, vamos siendo más personas que lo hablamos sin miedo.


Pero, ¿por qué deberíamos seguir rompiendo el tabú?

La educación menstrual es un DERECHO. Las personas menstruantes tenemos el derecho de saber toda la información sobre el ciclo menstrual.

Conocer cómo se desarrolla nuestro ciclo menstrual nos da la capacidad de gestionar nuestras menstruaciones por nosotras mismas y de la manera que elijamos.


El conocimiento no se limita a cuántos días de sangrado tengo, sino a saber cuándo mi ciclo completo es saludable y cuándo necesito apoyo médico. Al llevar una observación detallada del ciclo también podemos gestionar nuestra fertilidad. Además, al compartir experiencias entre nosotras, sabremos como viven otras personas sus ciclos, qué cosas son normales o comunes, y nos podemos apoyar con ideas y tips.


Según datos de la UNICEF y la OMS, la mitad de las personas menstruantes no tienen información sobre la menstruación antes de su menarquía (primer período).

Menstruar es una función natural y biológica de las personas con útero, y la tendremos durante toda nuestra vida fértil (aproximadamente 44 años).


La mitad de la población menstruante no supo qué era el ciclo menstrual cuando tuvieron su primer período. Esto ocasiona que reciban la menstruación como algo temible, indeseado.


Es necesario que la compartamos con las nuevas generaciones desde antes de que ellas empiecen sus ciclos, para que empiecen viviéndolos con normalidad.


Gestión Menstrual, más que usar desechables.

Lo primero y único que recibimos la mayoría de personas para gestionar nuestra menstruación son toallas (compresas) desechables. Este método es el más común porque también es el más fácil y menos "invasivo". Sin embargo existen muchos métodos que se pueden usar, y es necesario conocerlos para elegir el que más se acople a tus necesidades y gustos.


¿Cuál ha sido tu experiencia hablando de menstruación? ¿Es un tema del que hablas o aún te causa verguenza?




21 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo